Sanación del niño interior

sanación del niño interior


👦👧 La sanación del niño interior le permitirá reconectar con aquel pequeño ser que ha sido y que aun vive  dentro de usted. Todo lo que han pasado los ha marcado. Por eso se encuentre esperando su regreso para que lo rescate de su dolor, un dolor que comparten los dos. Aquí le compartimos rituales de sanación del niño interior👦👧


¿Qué es tu niño interior? ¿Qué es tu niña interior?

El concepto de niño interior fue acuñado por la Gestalt y remite a nuestra estructura yoica más frágil. Esta estructura se desarrolla durante nuestros primeros 6 años de vida y es el resultado de las vivencias positivas y negativas que tuvieron lugar durante esa etapa.

Cada persona tiene una historia singular que sienta las bases de su personalidad. Notablemente existen diferencias entre aquellos sujetos que han pasado su primera infancia sin sobresaltos, diremos con experiencias agradables, respecto de aquellos que atravesaron situaciones traumáticas, dolorosas y violentas.  

Queremos aclarar que de ninguna manera esto es una fórmula matemática pero una persona que sufrió situaciones de mucha angustia tiende a construir personalidades más irascibles, temerosas e inseguras.
El niño interior aun permanece en un rincón dolorido, con heridas abiertas que nadie reparó que tenía,  a la espera que alguien se acerque a ayudarlo.

Hay sujetos que tienen un brillo que ilumina cualquier lugar en el que transitan, esos destellos son expresiones de su pequeño niño interior. Sus vivencias infantiles saludables lo han convertido en un adulto con la capacidad adecuada de sanar correctamente sus heridas sin eternizar ningún padecimiento. 

La preocupación radica en aquellos que en medio de una situación actual reaccionan de un modo desmedido, con explosiones de ira, odio o rencor. Incluso para la persona es reconocible tal desproporción en sus pensamientos, emociones y conductas, pero pese a registrarlo no puede hacer nada para impedir que sus expresiones se manifiesten de ese modo. Las heridas abiertas, duelen y buscan la luz, para que alguien se apiade de ellas y decida ofrecerles el tiempo necesario para que cicatricen, para que finalmente sanen.


escuchar a tu niño interior


De allí la importancia que usted acceda a conocer, conectar y escuchar a su niño interior, pues solo usted sabe lo que el sufrió, porque también lo padeció. Y aunque haya decidido continuar con su vida, él no pudo. Por ello ha permanecido en silencio esperando que se acuerde de él, que regrese a buscarlo, que lo inunde del amor que le negaron durante todo este tiempo. Él es puro, y sin rencores sabrá comprender porque no pudo buscarle antes. Su amor le devolverá su sonrisa, porque si aun no lo sabe, él solo busca ser amado


¿Qué es sanar tu niño interior?

El niño que habita en usted permanece con las heridas que algún adulto le propinó. Su inocencia no le permiten comprender cómo alguien pudo hacerle daño, entonces interpreta que lo que le sucedió fue por su culpa. En su universo repleto de preguntas, surge la explicación de haber hecho algo mal por lo que fue castigado. Desde entonces se ha marginado en un rincón, alejándose de todo, por temor a que vuelvan a lastimarlo. En su distanciamiento del mundo, también se privo del amor...

Sanar al niño interior es un proceso de autodescubrimiento, donde tendrá que tomar coraje y regresar a los sitios donde tanto ha sufrido. Hoy tiene recursos y herramientas para hacerlo, sin embargo a su niño interior no le dieron opción, el tuvo que quedarse allí esperando su regreso. El siempre supo que volvería, con la fuerza necesaria para sacarlo de allí para siempre.

En el fondo usted tampoco ha podido superar algunos eventos de su vida, y por eso los ha dejado atrás, encerrados en un arcón bajo mil cerrojos. Hoy ha decidido liberar ese dolor, liberar a su niño interior y mirar al futuro juntos y empoderados.


conectar con tu niño interior


Rituales de sanación del niño interior

Los siguientes ejercicios son bellos rituales de sanación del niño interior. Realícelos y disfrute del reencuentro con su niño interior, abrácelo, amelo y rescatelo del rincón en el que ha vivido abatido durante todos estos años.


Ejercicio para conocer a tu niño interior

Hay un niño dentro de usted, que espera que pueda conocerlo, para eso le proponemos que tome una hoja de papel y haga un dibujo de cuando era niño. 

Intente responder: ¿Qué logra percibir del dibujo que hizo? ¿Qué está haciendo el niño? ¿Qué colores utilizó? 

Escríbale un mensaje, según lo que sienta le haría bien a su niño.


Ejercicio para conectar con tu niño interior

Busqué una foto suya de cuando era niño y obsérvela 

Procure responder las siguientes preguntas: ¿Qué ve en ese niño? ¿Qué refleja su rostro? ¿Qué le transmite? ¿Qué siente por él?, ¿lo ama o lo rechaza?

Escriba en un cuaderno, todas las sensaciones que logre percibir.


Ejercicio para escuchar a tu niño interior

En un lugar tranquilo, siéntese cómodamente, elija una música suave y entable una charla con su niño interior. Intente conocer todos sus sentimientos y emociones. 

Pregúntele: ¿Qué te gusta?, ¿Qué no te gusta? ¿A qué le temes? ¿Cómo te sientes? ¿Qué necesitas? ¿Cómo puedo ayudarte a sentirte seguro? ¿Cómo puedo hacerte feliz?

Mientras conversan mírelo con compasión, apóyelo, demuéstrale que lo ama, que lo cuida y que puede atender todas sus necesidades. Hágale saber que está ahí para ayudarlo siempre.

Este ejercicio funcionará mejor con los ojos cerrados.  



amar a tu niño interior


Ejercicio para escribirle una carta a tu niño interior

En principio tendrá que conectar con un suceso de su vida que le provocó mucho dolor. Al hacerlo, dispóngase a sentir, ver, escuchar, oler todos los estímulos que dicha escena le transmitan.

Tome una hoja de papel y comience a redactar una carta desde su estado actual de adulto, destinando la misma a su pequeño niño interior. En dicha carta intente describir la situación que está evocando.

Utilice un lenguaje sencillo, adaptado a su destinatario. Explique al niño las razones que encontró como adulto para que tal suceso tuviera lugar. Al mismo tiempo ofrézcale consuelo y contención.

Luego de tal momento de intimidad y conexión, tome distancia de lo sucedido para continuar con el ejercicio. 

Trasládese imaginariamente a su niñez, y tome en sus manos la carta que acaba de recibir. Léala y deje que todo pensamiento, emoción o comportamiento que quiera expresarse en usted, lo haga.

Tome un nuevo papel y con su mano no dominante, redacte una carta como contestación a la que ha recibido. No olvide que está respondiendo desde el lugar de niño. Describa con detalle cómo se sintió al leer la carta, sus explicaciones y todo el amor que contenían.

Escriba desde el corazón e intente que en el escrito quede asentado su agradecimiento, por la información y el cariño recibido. No olvide mencionar que ha estado esperando durante años este encuentro y que le agrada saber que el adulto en que se convirtió lo ame tanto y este dispuesto a cuidar de usted, desde hoy y para siempre.

Finalmente, tome distancia nuevamente. Y disfrute este momento de conexión, relajación y paz interior.


Meditación guiada para sanar a tu niño interior

Para aquellos que prefieren hacer una sanación asistida con la guía de otra persona, les compartimos este hermosa meditación guiada que mediante una música suave y una voz serena le prepararán para conectar con su niño interior. Deseamos que disfrute este reencuentro y pueda abrazarse con el niño que hay en su interior.



Frases para tu niño interior

Para culminar le dejamos una selección de bellísimas frases, para pronunciarlas desde el fondo del corazón y pensar en su niño interior.

  • Debemos escuchar al niño que fuimos un día y que existe dentro de nosotros. Ese niño entiende de instantes mágicos. Paulo Coelho
  • Piensa como adulto, vive como joven, aconseja como anciano y sueña como niño.
  • El lugar interior desde el que he narrado es muy frecuentado por el niño que me pervive dentro. Cuando esto ocurre, es fácil que enganche con el niño que el lector también lleva consigo. César Fernández García
  • Hay que correr el velo y dejar salir al niño que anhelaba trepar árboles, jugar con su amigo imaginario y hablarle a los pájaros... Los adultos endurecen tanto el corazón que apagan las palabras, compran las apariencias y se olvidan de la esencia.
  • Tu niño interior está presente cuando te encuentras con un viejo amigo, cuando ríes a mandíbula batiente, cuando eres creativo y espontáneo o cuando te sientes impresionado ante un paisaje hermoso.
  • Escucha a tu niño interior, el te llevará de regreso al amor. 
  • Pregunta a tu niño interior que desea y dáselo. Alejandro Jodorowsky
  • Todas las personas mayores fueron al principio niños, aunque pocas lo recuerden. El principito
  • Que nunca me haga mayor, y si lo soy, que no se calle el niño que hay en mi interior.
  • Lleva mucho tiempo crecer hasta convertirse en un niño.
  • Tal vez en lugar de crecer, necesitamos empequeñecernos para mirar aquello que llamamos realidad con los ojos de un niño.